17/11/16

Estatuas viajeras (III)

Me gustan las estatuas y buena cuenta de ello dan los distintos posts que he escrito sobre el tema. Me gusta ir por la calle y encontrármelas en un entorno que, muchas veces, tiene una explicación clara. En otras ocasiones esta vinculación es más sutil pero igualmente interesante.

Hoy os traigo unas cuantas estatuas que me han llamado la atención en los dos últimos años de viajes. Un animal literario, una escritora universal y hasta un testigo de la historia entre mis elecciones.

Espero que os gusten estas estatuas viajeras.


Estatuas grupo con Platero


Moguer recuerda a Platero por todas partes y cuando estuvimos en agosto del año pasado mientras dábamos un paseo no parábamos de ver estatuas del burrito.

Entre las más bonitas la de los niños que jugaban con él. La expresión de la niña que va encima es pura felicidad. 

Estatuas Platero


En otro rincón un Platero más moderno sorprendió a Javier con sus hechuras a base de hierro. Muy recomendable la visita al precioso pueblo onubense y el recuerdo a Juan Ramón a través de su inmortal burrito.


Estatuas Clara Campoamor

En Sevilla hay muchas estatuas y cientos de detalles en sus calles para quedarse embobado. Sin embargo yo me quedo con esta discreta estatua de la artista Anna Johnson. Es de 2007 y se colocó en honor a Clara Campoamor.

En su momento fue muy criticada ya que no representa a la defensora de los derechos de la mujer que fue Clara, sino al concepto del acercamiento a la cultura de una niña. Ésta lee sobre una pila de libros y lleva en las manos la constitución de 1931 en la que trabajó. Fue además defensora del derecho al voto de la mujer.


Estatuas Monumento a los castellers


En la Rambla Nueva de Tarragona se levanta esta bonita estatua dedicada  a los Castellers. Es esta una tradición de origen en la provincia del mismo nombre y que se ha extendido a toda Cataluña. 

La estatua data de 1999 y es obra de Francesc Anglés. Es un grupo formado por más de 200 figuras y representa el momento en el que la enxaneta sube hasta la cúspide del castell y levanta el brazo.

No falta detalle al monumento e incluso a cierta distancia del grupo principal se encuentran los músicos que acompañan con las grillas y el timbal.


Estatua Jan Karski

En Cracovia, en pleno centro del barrio judío de Kazimierz, se encuentra la estatua de un elegante caballero que está sentado en un banco con aire pensativo. Se trata de Jan Karski, diplomático polaco que perteneció al movimiento de Resistencia frente a la ocupación nazi.

Su importancia deriva de las misiones que le encargaron y gracias a las cuales pudo ser testigo del Holocausto judío en Polonia. Por él se supo en el extranjero del trato a los judíos en los guettos y de la masacre en los campos de exterminio.

Hoy se le rememora delante de la sinagoga Remuh, la más bonita de Kazimierz.

Estatuas Agatha Christie


Los que me seguís, sabéis de mi devoción por la novela negra y aunque doña Agatha no sea en sentido estricto autora de novela negra, sí creó a los más deliciosos detectives que nunca olvidaremos. 

En 2012, para conmemorar el 60 aniversario de la puesta en escena de "La Ratonera", se erigió esta estatua literaria en el corazón del Soho londinense, donde lleva décadas ininterrumpidamente.

Estatuas bailarina


Hablando de Londres, una de mis zonas favoritas es Covent Garden. Me encanta su animación, su vida callejera, la cantidad de teatros que hay cerca y esta pequeña plaza. Está justo frente a la fachada neoclásica de la Royal Opera House del mismo nombre; y allí se encuentra una delicada estatua que representa a una bailarina de ballet.

Siempre está rodeada de gente y pocas veces la he visto sin nadie alrededor, cuando luce de verdad con las cabinas rojas de telón de fondo.

Estatuas Churchill


En Parliament Square, justo frente al Big Ben, se alza la imponente estatua de Winston Churchill. Es una figura de bronce de Roberts-Jones y mide más de tres metros. 

Un ya mayor primer ministro se apoya sobre un bastón mientras mira hacia adelante con su gesto característico y algo enfadado.

Todo lo que significó como estadista que fue, se halla bien representado frente al Parlamento inglés en el que tantas horas pasó.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Muchas gracias por dejar tu comentario en Ida y Vuelta.