12/2/18

Qúe ver en Amberes: 10 visitas imprescindibles

Amberes es una de las ciudades más bellas de Flandes. Hoy te aconsejo qué ver en Amberes para disfrutarla completamente. 

No tan famosa como Brujas y quizás con algo menos de encanto, es sin embargo centro mercantil poderoso durante la Edad Moderna y ese pasado glorioso ha dejado una huella histórica y artística innegable.

Aquí van las 10 visitas que no debes perderte si decides ir a conocer esta joya de Flandes.


1. Grote Markt

Se trata de mi principal recuerdo de Amberes. La magnífica plaza del siglo XVI muestra aún el esplendor de la época en la que la ciudad era sede del comercio del mundo occidental.

El ayuntamiento de 1565 la preside y está construido con innumerables gabletes por el arquitecto Cornelio Floris. Fue restaurado en el siglo XIX y conserva cuadros con la historia de la ciudad.

Los edificios del norte de la plaza fueron sedes de los gremios de la ciudad. En el número 7 destaca la de los ballesteros, con la figura de San Jorge en lo alto.

La fuente de Brabo, símbolo de la ciudad, se erige dinámica en el centro de la plaza.


Edificios de Grote Markt Amberes



2. Estación de Amberes


Si vas a Bélgica y quieres conocer Amberes puedes acercarte en un día (como mínimo) y llegar en tren. Así, además podrás ver una de las estaciones más hermosas del mundo, como dice (entre otros medios) la revista americana Newsweek. 

La verdad es que este edificio de hierro, mármol, cristal y múltiples influencias se construyó por impulso del rey Leopoldo II a finales del siglo XIX y es una auténtica belleza del estilo industrial que merece una parada.


Edificio de la Estación Amberes


3. Catedral Onze Lieve Vrouwe (Nuestra Señora)


Se edificó entre 1352 y 1521 y se convirtió en la catedral más grande de Bélgica. Es parte del Patrimonio de la Humanidad desde 1999 y tiene una gran torre de 123 metros.


Catedral Amberes exterior


Su interior consta de siete naves y acoge una impresionante colección de obras de Pedro Pablo Rubens; entre ellas el magnífco y tremendo "Descendimiento de la Cruz".

Ya no sólo porque sea un templo de increíbles proporciones, sino por las obras rubensianas que acoge, merece la pena entrar en la catedral de Amberes. 


Descendimiento de Rubens


4. Rubenshuis (Casa de Rubens)


Esta casa-taller del gran Rubens es uno de mis museos favoritos de Europa. Estuve hace muchos años y la recuerdo con cariño; siempre que alguien me pregunta sobre Amberes le digo que no puede dejar de visitarla.

Aquí habitó Rubens sus últimos 30 años de vida y en el siglo XX fue restaurada adecuándola y haciendo de ella la gran atracción que es hoy en día.

La fachada barroca fue diseñada por el pintor y no son ajenos los tintes italianizantes de un autor que además de gran artista fue diplomático y viajero. Rubens conoció de primera mano diversas cortes europeas, entre ellas la de Felipe IV de España, uno de sus principales clientes.

Fachada de la casa de Rubens


Fue un pintor muy prolífico, en parte porque contaba con un impresionante taller instalado en su casa en el que, tras los esbozos del maestro, se completaban las obras por parte de sus alumnos y empleados. Toda una factoría que le permitió realizar 2500 cuadros en esta casa.

Además podremos ver una pequeña galería con obras del pintor, y estancias privadas como los dormitorios o el comedor, decoradas con muebles de la época.

El jardín recoleto es un lugar ideal para descansar un poco y contemplar la belleza de la Rubenshuis.

Este 2018 dará a Amberes un carácter especialmente barroco; a partir de junio multitud de actividades tendrán lugar en la ciudad en torno a la figura del pintor y su época.




5. Koninklijik Museo de Bellas Artes


Si tienes tiempo o ganas de conocer más recintos de arte en la ciudad, te recomiendo este museo diverso y completo en el que podrás disfrutar de obras de Jordaens, Rubens o Paul Delvaux. Muy variado y de un tamaño no muy grande, con lo que es una visita no muy larga.


6. Iglesia de San Pablo (Sint-Pauluskerk) e Iglesia de Santiago (Sint-Jacobskerk)


De entre todas las iglesias que se pueden visitar en Amberes, además de la catedral, destacan estas dos. La dedicada a San Pablo es un bello templo gótico terminado en época barroca.

En el interior podrás ver obras de arte importantes de maestros como Rubens (¡cómo no!), Jordaens y Van Dyck.

Sint-Pauluskerk Amberes


La iglesia de Santiago acoge la tumba de Rubens. Es de piedra arenisca y se realizó entre los años 1491 y 1656. Varios sepulcros de familias notables pueden ser vistos en el interior, el del maestro se sitúa en la girola, detrás del altar mayor y en la capilla familiar. El cuadro dedicado a la Virgen que la preside fue elegido, según se cuenta, por el propio autor.


7. Las tiendas de diamantes


La tradición diamantista de Amberes continúa en la actualidad, ya que de aquí parten el 50% de los diamantes tallados del mundo. Aunque a la Bolsa de Diamantes sólo se tiene acceso si se es profesional y cuenta con muchas medidas de seguridad, sí hay posibilidad de visitar alguna de las muchas joyerías que hay y comprar algún detalle en forma de diamante (buena inversión, sin duda).



8. Vleeshuis


Si vas de camino hacia el puerto te llamará la atención la llamada Vleeshuis, antigua sede del gremio de carniceros. Fue edificado en 1504 en piedra y ladrillo, recordando a las vetas del jamón. Era un grupo poderoso el de los carniceros y su monopolio tiene reflejo en este edificio.

Desde el año 2006 se ha transformado en un museo de la música interactivo que tiene aspecto de ser muy interesante (yo no lo conozco).

9. Puerto de Amberes


Otro lugar que sin duda ha cambiado en los últimos años ha sido el puerto de Amberes. Aunque la ciudad no tiene mar, sí cuenta con importantísimo puerto en el estuario del río Escalda.

El estuario es navegable por barcos de importante calado hasta 80 kilómetros hacia el interior, lo que lo ha convertido en el segundo puerto en importancia de Europa.

En 2016 se inauguró el edificio de la Autoridad Portuaria llamado "Diamante" y diseñado por la ya fallecida Zaha Hadid.

Edificio diamante



10. Plazas y calles únicas


Amberes tiene el tamaño de una acogedora ciudad, llena de edificios singulares (como hemos visto) y plazas recoletas.

Déjate llevar por su encanto y pasea por la Groenplaats o plaza Verde llena de cafés y restaurantes, entra en la iglesia de los jesuitas o de San Carlos Borromeo en la preciosa Henrik Conscience.

También conviene echarle un vistazo a las innumerables tiendas que pueblan la ciudad, además de las mencionadas de los diamantistas. El diseño de Amberes alcanzó ya hace años altas cotas de calidad gracias a DriesVan Noten o Anne Deemeulemester. Aunque no compremos nada, siempre está bien curiosear y disfrutar de diseños originales.


Calles de Amberes


Si después de leer este post te entran ganas de visitar Amberes, sigue este enlace para encontrar alojamientos en la ciudad, sin duda una de las grandes sorpresas de Europa.

Muchas gracias a mi amiga Anto y sus fotos actuales, ya que mis visitas a la ciudad fueron en época pre-digital, estoy deseando volver.

6 comentarios :

  1. Hermoso post de un destino no tan mentado como otros... muy necesario de salirse de lo obvio cada tanto. Ale Martinez Notte

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Alejandro. Amberes es un lugar muy interesante y, com bien dices, lejos de lo obvio.

      Un saludo.

      Eliminar
  2. Guau, es impresionante el edificio diamante del puerto. Me gusta cómo las zonas portuarias se están modernizando. En Bilbao ha pasado lo mismo, ¡Es genial!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Julia, es tremendo y eso que no lo he visto en persona. Se inauguró hace 2 años y ha sido un revulsivo para la ciudad. Tengo que volver, que la última vez que estuve fue hace mucho tiempo.

      Un saludo.

      Eliminar
  3. Fíjate que estuvimos cerca! Visitamos Gantes y Brujas, pero por falta de tiempo no pudimos escaparnos hacia Amberes. Todo el mundo habla también maravillas de la ciudad y por lo que te hemos leído lo será. Tendremos que ir!!! Graciassss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Vaya! Claro, suele pasar, vamos con prisas y aún y todo, al ser una zona pequeña se puede aprovechar mucho el tiempo. Espero que os anime a ir este post.

      Un saludo.

      Eliminar

Muchas gracias por dejar tu comentario en Ida y Vuelta.

COLABORACIONES