23/8/16

Ideas para disfrutar de la naturaleza en Cuenca

Siempre es un placer volver a Cuenca y si, además, tienes la oportunidad de adentrarte en la provincia y conocer un poco más su entorno natural, el viaje sale redondo.

Así sucedió en el recorrido que tuve la oportunidad de disfrutar gracias a Turismo de Castilla-La Mancha el pasado mes de junio. Fue un fin de semana intenso de actividades en la naturaleza que nunca había realizado y que supusieron no sólo mayor conocimiento del entorno, sino también de mí misma y de la capacidad de vencer miedos.

Aquí os dejo unas cuantas ideas para disfrutar al máximo de esta bella provincia, a veces poco conocida.

Naturaleza en Cuenca pesca
Pesca tranquila en el río Guadiela.

1. Visitar el El Hosquillo:

Se trata de un parque natural dependiente de la Junta de Castilla-La Mancha y situado a apenas 45 kilómetros de la capital conquense, en plena Serranía. Abarca un gran espacio de naturaleza, incluido un precioso valle  por donde pasan los ríos Escabas y De las Truchas.

En él se crían especies para la caza sostenible y para su recuperación tras sufrir daños diversos (en el caso de las aves). Podremos ver, si hay suerte, a la pareja de lobos que ha sustituido recientemente a la que murió el año pasado (sí, son fieles a una sola pareja durante su vida y mueren de pena si esta falta); también hay gamos, jabalíes, corzos y osos (estos en un recinto cerrado aunque amplio).

Naturaleza en Cuenca El Hosquillo
Paisaje de la Serranía de Cuenca desde El Hosquillo y uno de sus miradores.

Innumerables aves de gran tamaño nos sobrevolarán en la visita a El Hosquillo: buitres leonados, halcones peregrinos o búhos reales.

No hay que dejar de visitar su Centro de Interpretación donde podremos conocer de cerca la fauna que vive en la zona. Como curiosidad, cabe señalar que en este Parque rodó el añorado Félix Rodríguez de la Fuente diversos episodios de "El Hombre y la Tierra".

Para todos los que estéis interesados en visitarlo, tened en cuenta que sólo podréis acceder previa reserva y que en agosto y septiembre las visitas se hacen de jueves a domingo.


El Hosquillo, uno de los lobos que lo habita asomándose entre los árboles.

2. Hacer piragüismo y rafting en los ríos de la provincia:

Gracias a Multiaventura Buendía y a la Asociación Castellano-Manchega de Empresas de Turismo Activo y Ecoturismo pudimos recorrer parte del río Guadiela haciendo rafting y piragüismo.

El entorno no podía ser más idílico, lleno de vegetación, con aguas transparentes y una tranquilidad sólo interrumpida por el canto de los pájaros. Realmente recomendable.

Junto a Antón, un guía veterano, nos montamos unos cuantos en una barca de rafting y la experiencia fue realmente increíble, sobre todo teniendo en cuenta lo poco expertas que éramos en estas lides muchas de las personas que allí estábamos.

Naturaleza en Cuenca piragüismo
Piragüismo en el río Guadiela.

3. Recorrer la vía ferrata de Priego:

Cuando el día anterior vi por dónde iba la vía ferrata pensé: "esto no lo hago yo ni a tiros". Al día siguiente, al aparcar la furgoneta y mientras nos explicaban cómo ponernos los arneses y asegurarnos al hacer el recorrido yo seguía en mis treces (soy terca como una mula, debo reconocerlo).

Sin embargo y por probar, decidí adentrarme un poco por la pasarela que recorría en la parte "mas baja" la hoz del Escabas. La verdad es que parecía fácil. Y lo era, siempre que no mirara para abajo y viera allí al fondo dicho río. Entonces, sí que me entraban todos los agobios del mundo.

Una vez iniciado el recorrido y llegado a un punto, lo mejor era seguir. El miedo ya estaba vencido, bueno, a ratos, y le habíamos "cogido el tranquillo" a lo de asegurarnos con los mosquetones a la línea de vida.

Naturaleza en Cuenca via ferrata de Priego
Por allí arriba va la vía ferrata, aunque yo con el puente colgante no me atreví.

Con la ayuda de Óscar de la Asociación de Turismo Activo y Rubén de Multiaventura Buendía pudimos disfrutar con plena seguridad de esta vía ferrata. Ha sido creada recientemente por la misma empresa responsable del Caminito del Rey de Málaga y, aunque es pública y cualquiera puede parar y hacerla, yo recomiendo no aventurarse si uno no está bien pertrechado.

La altura es considerable y conviene estar preparado para lo que se va a encontrar antes de ponerse en riesgo innecesario. Por eso, hacerla con profesionales como estos te permite disfrutarla más mientras asciendes por pasarelas, siempre bien sujeto y además disfrutando del paisaje de la hoz que forma el río Escabas y de la belleza del entorno natural que ofrece.


Naturaleza Cuenca por la vía ferrata
Mi pie por la pasarela. Lo siento, no estaba yo como para hacerme un selfie. Al fondo, el río Escabas.

4. Visitar un taller de alfarería de la zona:

Como es el caso del taller de Jesús Parra en Priego, de los pocos alfareros que mantienen su oficio en la zona y que está dispuesto a enseñarlo al visitante curioso que quiera conocer cómo se realiza una pieza de barro, cómo se decora y cómo se trata.

Una visita sin duda interesante en la que aprendimos un montón del oficio de alfarero gracias a Jesús. Yo pude hacer una pequeña vasija, con su ayuda por supuesto, y a pesar de lo patosa que soy quedó algo decente.

Jesús es multidisciplinar y si queréis conocer la esencia de Priego, no tenéis nada más que preguntarle para que os cuente encantado de vender tan bien su bello pueblo.


Naturaleza Cuenca alfarería


Hasta aquí llegan estas ideas para recorrer la provincia de Cuenca atravesando su Serranía, disfrutando de sus ríos y de sus hoces y, sobre todo, de sus gentes. Gracias a Turismo de Castilla-La Mancha por invitarme a participar en este bonito viaje.


3 comentarios :

  1. Qué bonito Cris!!Para mí Cuenca es una gran desconocida y un destino muy pendiente. Leyendo post como éste hace que suba en la lista ;)
    Me encanta lo del taller de alfarería, me gustaría tanto probar!!!
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. Me quedo con el piragüismo y rafting, pues todo lo que tenga que ver con agua está diseñado para mí :) No he estado en Cuenca, pero al trabajar en turismo rural y hablar con propietarios de alojamientos rurales, siempre me recomiendan visitar Priego, así que habrá que ir

    Saludos Cristina!!

    ResponderEliminar
  3. Wowww me vuelven loca todas las propuestas! Tengo la suerte de haber estado un par de veces en la seranía de Cuenca y me parece maravillosa. Y de esas proouestas me valen absolutamente todas.
    Un abrazo
    Carmen

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejar tu comentario en Ida y Vuelta.