21/12/17

Románico en Salamanca

Hay mucho arte Románico en Salamanca, lo que sucede es que no es tan famoso como el Plateresco o el Barroco que han llenado la ciudad durante siglos con obras de arte magnas.

Hoy hacemos un recorrido por los edificios más emblemáticos del Románico de Salamanca haciendo la salvedad de la Catedral Vieja, a la que dedicaremos un post aparte y que es la obra magna de dicho estilo en mi ciudad natal.

- Iglesia de San Marcos o "La Redonda"

Así llamamos los  salmantinos a esta curiosa iglesia que se sitúa en la Puerta Zamora y que llama la atención por su planta circular única.

Por aquí pasaba la antigua muralla de la ciudad y aquí estaba la puerta que abría el camino hacia la ciudad vecina.

Se fundó en torno a 1178 y pocos años después se donó a una congregación de sacerdotes (clerecía) a cambio de la oración perpetua por el alma de los monarcas del reino de León. 

Al exterior destaca la sobriedad propia del románico y una cornisa rematada por canecillos. Dentro está dividida en tres naves con sus ábsides respectivos. Cuatro columnas sustentan los arcos que separan dichas naves. 

La cubierta de la nave central es un artesonado gótico y el resto de la techumbre es también de madera. Hay que destacar también el Cristo gótico y las pinturas murales del siglo XV.

Es sin duda una de las obras de arte más originales de toda la ciudad.


San Marcos o la Redonda



- Iglesia de San Julián y Santa Basilisa

Muy cerca de la Plaza Mayor y bajando hacia Gran Vía, nos encontramos con esta iglesia levantada a principios del siglo XII.

De estilo Románico sólo conserva la parte baja de la torre y la portada que da al norte, con arcos de medio punto y decoración variada.






- Iglesia de San Martín

Sin duda, junto con la Catedral Vieja, es el templo románico más importante de la ciudad y a él le hemos dedicado un post en el que se cuentan todos los detalles de su construcción y los curiosos detalles que podemos encontrar en esta bonita iglesia.





- San Juan de Barbalos

Está situada esta iglesia a dos pasos de la plaza de los Bandos y por tanto a poco más de 5 minutos andando de la Plaza Mayor en dirección a la Avenida de Alemania.

Fue fundada por los caballeros de la Orden Hospitalaria de San Juan de Jerusalén en el año 1150.



Exterior San Juan de Barbalos

De época románica se conserva el ábside con ventanas abocinadas, las trazas sobrias y la cornisa con decoración escultórica.

En el interior se haya la figura del Cristo de la Zarza, del siglo XII y realizada en madera de nogal.


Ábside de San Juan de Barbalos


- San Cristóbal

Fuera de la ruta turística habitual se sitúa esta iglesia que ha sido restaurada poco tiempo atrás. Se trata de un templo de una sola nave, levantado en torno al año 1145 por los Caballeros de la Orden de San Juan de Jerusalén.

De la época Románica conserva la decoración vegetal y de canecillos, así como el ábside central.


- Santo Tomás Cantuariense o de Canterbury

Esta pequeña iglesia es la que primero se dedicó en España a Thomas Beckett, quien fuera canciller del rey Enrique II de Inglaterra. Es curioso saber que se fundó en 1175 por dos hermanos ingleses llamados Ricardo y Randulfo en memoria del santo, que había sido asesinado por sus ideas innovadoras apenas 5 años antes.

Fue hecho santo con suma rapidez, en 1173, y este templo es uno de los primeros levantados en su honor.

Se encuentra cerca del imponente monasterio e iglesia de los Dominicos y frente al Colegio de Calatrava.  Está bastante bien conservado y cuenta con planta de cruz latina, una sola nave y tres ábsides en la cabecera.

Los motivos de canecillos tan habituales del Románico están aquí presentes, además de otros elementos constructivos como son las ventanas abocinadas y las pilastras lisas.


Exterior Santo Tomás



Portada con decoración de canecillos



- Iglesia de Santiago

Está situada junto al Tormes y llama la atención por su material de construcción, tan poco habitual en Salamanca: el ladrillo. Acostumbrados a ver la piedra de Villamayor luciendo dorada por todas partes, esta humilde iglesia de estilo románico mudéjar no llama la atención. Fue construida en torno al siglo XII aunque posteriormente se ha restaurado mucho, especialmente en el siglo XIX.

Se encuentra muy cerca del Puente Romano y de la estatua dedicada a Lazarillo, así como la del Verraco vetón. En ocasiones hay celebraciones del rito mozárabe, que se celebra en pocos lugares de España.


Hasta aquí este pequeño recorrido por las interesantes iglesias románicas de Salamanca. Son pocas y están muy diseminadas por el centro, pero merece la pena conocerlas.


No hay comentarios :

Publicar un comentario

Muchas gracias por dejar tu comentario en Ida y Vuelta.

COLABORACIONES